Mercedes

CURSILLO del 3 al 6 de diciembre de 1988.

El Cursillo supuso para mí un encuentro personal con Jesucristo; descubrir a un Dios vivo, cercano, amigo, maravilloso y la alegría y grandeza de lo que significa ser cristiano. ¿Por qué no lo viviría antes?

Más información:
Socials